Biomedicina

TR10: Biopsia líquida contra el cáncer

Las máquinas rápidas de secuenciación de ADN están dando lugar a análisis de sangre sencillos para detectar tumores

  • Viernes, 20 de febrero de 2015
  • Por Michael Standaert
  • Traducido por Lía Moya

Avance

Un análisis de sangre para la detección temprana del cáncer.

Por qué importa

El cáncer acaba con la vida de unos ocho millones de personas cada año en el mundo.

Disponibilidad

Ya.

Actores Clave

  • Dennis Lo, Universidad China de Hong Kong
  • Illumina
  • Bert Vogelstein, Johns Hopkins

En China todo es a lo grande, incluyendo su problema con el cáncer. Se cree que en algunas ciudades más ricas, como Pekín, el cáncer es ahora la causa principal de mortalidad. La contaminación del aire, los altos índices de fumadores y los célebres "pueblos cancerígenos" marcados por la contaminación industrial, están haciendo subir las tasas de mortalidad en todo el país. El cáncer de hígado tiene una prevalencia cuatro veces mayor que en occidente, en parte porque uno de cada 14 chinos es portador de la hepatitis B, lo que aumenta los riesgos de contraerlo. De todas las personas que mueren de cáncer en el mundo cada año, un 27% son chinos.

En diciembre viajé en metro desde Shenzhen a Hong Kong. Allí había quedado con Dennis Lo, un médico que lleva casi 20 años trabajando en una técnica denominada "biopsia líquida", que pretende detectar el cáncer de hígado y de otros tipos en fases muy tempranas, antes incluso de que se produzcan síntomas, secuenciando el ADN contenido en unas pocas gotas de sangre.

Lo apareció elegantemente vestido con una americana, como es su costumbre, recordando las cenas formales en la Universidad de Oxford (Reino Unido) donde estudió en la década de 1980. Se le conoce por haber sido el primero en demostrar que el feto libera trocitos de ADN en el flujo sanguíneo de la madre. Ese hallazgo de 1997 ha dado lugar en los últimos años a análisis mucho más seguros y sencillos para detectar el síndrome de Down. Ya se han sometido a la prueba más de un millón de mujeres embarazadas.

Hoy Lo compite con laboratorios en todo el mundo para repetir ese éxito científico y comercial desarrollando una prueba de análisis en busca de cáncer basada en una sencilla extracción de sangre. Algo posible gracias a que las células cancerígenas moribundas también se liberan ADN a la sangre del enfermo. En las primeras fases de la enfermedad la cantidad es prácticamente invisible y queda oculta por el ADN sano que también circula. Por eso resulta difícil medirlo. Pero Lo afirma que el objetivo es sencillo: un análisis de sangre anual capaz de encontrar el cáncer cuando aún esté en fase curable.

En general, los cánceres detectados en fases más avanzadas, cuando se están expandiendo, son incurables. En Estados Unidos la detección temprana está detrás de los éxitos más notables de la medicina a la hora de aplicar la tecnología para reducir las cifras de muertes por cánceres comunes. La mitad de la drástica reducción en muertes por cáncer colorrectal es gracias a pruebas de análisis como las colonoscopias.

El hospital de Lo está implicado en dos de los mayores estudios mundiales para demostrar que el análisis de ADN también sirve como prueba de detección. Los investigadores están haciendo un seguimiento a 1.000 personas con hepatitis B para ver si la prueba de ADN es capaz de detectar tumores de hígado antes que una ecografía. Se está haciendo un estudio aún más grande para detectar el cáncer nasofaríngeo, un cáncer que comienza en la parte alta de la garganta. Es un cáncer poco común en el resto del mundo, pero en el sur de China los hombres tienen una probabilidad entre 60 de contraerlo a lo largo de su vida.

Este cáncer parece estar relacionado con el consumo de pescado salado además de con una predisposición genética entre los chinos y a la infección con el virus de Epstein-Barr, el germen que causa la mononucleosis. El papel del virus, explica Lo, produce una situación especial. La prueba que ha desarrollado busca un ADN viral fácilmente detectable que liberan las células cancerígenas en el plasma del enfermo.

El estudio se está llevando a cabo sobre 20.000 hombres sanos de mediana edad reclutados en Hong Kong y está ya a mitad de camino. Entre los 10.000 primeros hombres analizados, los investigadores han detectado 17 casos de cáncer, de ellos 13 en fase I, la más temprana. Casi todos estos hombres han superado ya el cáncer con tratamiento mediante radiación. El índice de supervivencia típico es menos del 70% si los pacientes van al médico sólo cuando tienen los síntomas más avanzados, como un bulto en el cuello. "Normalmente andarían por la calle sin saber que tienen una bomba de relojería encima esperando explotar, pero ahora les hemos colocado una alarma", afirma Lo. En su opinión, todos los hombres del sur de China deberían someterse a examen. Un hospital privado de Hong Kong ya ha empezado a ofrecer la prueba. "Creemos que salvará vidas", afirma.

El laboratorio de Lo está enzarzado en una carrera tecnológica con científicos de otras instituciones, entre ellas la Universidad Johns Hopkins (EEUU), para ver si estas ideas se pueden convertir en un análisis general para casi cualquier cáncer, no sólo aquellos en los que está implicado un virus. El método depende de máquinas de secuenciación genética, que descodifican rápidamente millones de fragmentos cortos de ADN sueltos en el flujo sanguíneo. Los resultados se comparan con el mapa de referencia que es el genoma humano. Así los investigadores pueden detectar patrones específicos de ADN recombinado que son indicadores de un tumor. 

Lo me enseñó varias máquinas de secuenciación antiguas durante la visita a su laboratorio que está en la Universidad China de Hong Kong. Afirma que la próxima generación de secuenciadores de ADN, algunos de ellos del tamaño de un móvil, podrían permitir que el análisis rutinario en busca de cáncer fuera más barato y que tuviera un uso mucho más generalizado. Por el momento, el coste de la prueba de ADN que se está haciendo a las personas con riesgo de tener cáncer de hígado sigue siendo demasiado alto como para poder usarlo rutinariamente. Lo señala que los análisis fetales eran igual de caros al principio, pero que desde entonces los precios han caída hasta unos 800 dólares (unos 700 euros), con lo que se ha generalizado su uso. "Lo mismo debería suceder con el cáncer", afirma.

Construyendo sobre la base creada por médicos como Lo, el interés comercial por las biopsias líquidas ha empezado a explotar. El profesor de genómica del Instituto de Investigación Scripps, Eric Topol, predijo en enero que la tecnología, aplicada al cáncer y a otras enfermedades, se convertirá el en "estetoscopio de los dos próximos siglos". El director ejecutivo de Ilumina, Jay Flatley, cuya empresa construye máquinas de secuenciación rápidas, informó a los inversores este año de que el mercado para este tipo de pruebas podría valer al menos 40.000 millones de dólares (unos 35.000 millones de euros). Habló de la tecnología como "el avance probablemente más emocionante" en el diagnóstico del cáncer, y afirmó que su empresa empezaría a ofrecer a los investigadores un test de análisis de biopsia líquida para facilitar la búsqueda de indicadores de cáncer.

Además de encontrar el cáncer, las biopsias líquidas podrían ser una forma de ayudar a la gente a luchar contra la enfermedad. Los médicos podrán elegir los fármacos a utilizar en función de la mutación específica del ADN que impulsa el cáncer. A veces los análisis para detectar la mutación se hacen sobre tejidos del tumor, pero un análisis de sangre no invasivo sería apropiado en más casos. Lo comentó que el 40% de los pacientes de cáncer de pulmón chinos tienen una mutación en un gen, EGFR, que los haría aptos para recibir nuevos fármacos dirigidos.

El cáncer se presenta de muchas formas y Lo afirma que los investigadores tienen que demostrar que las biopsias líquidas realmente salvan vidas en cada uno de los casos. Cree que está cerca de hacerlo en el caso del cáncer nasofaríngeo. "Si consigues cribar y pronosticar tipos de cáncer muy habituales, entonces se generalizará su uso", afirma.

Michael Standaert


Aquí tienes la lista completa de las 10 Tecnologías Emergentes de 2015

Para comentar, por favor accede a tu cuenta o regístrate

¿Olvidaste tu contraseña?

Informes Especiales

El dinero del mañana sin monedas ni billetes

Desde Apple Pay hasta Bitcoin, la tecnología bancaria está cambiando. Ya puedes pagar con el móvil y los bancos quieren saberlo todo de ti. Es la revolución del futuro del dinero y del dinero del futuro

Otros Informes Especiales

Advertisement
Advertisement
Publicidad