Móvil

El lanzamiento de las 'Reacciones' de Facebook al mundo se deja fuera la ironía

Tras el lanzamiento piloto en algunos países, la red social ha activado el servicio a nivel global. Eso sí, sigue sin permitir la reacción más necesaria de todas: la ironía

  • Viernes, 26 de febrero de 2016
  • Por Jason Pontin
  • Traducido por Teresa Woods

Facebook anunció el pasado miércoles el lanzamiento internacional de "Reacciones de Facebook", una iniciativa que la red social describió como "una extensión del botón de 'Me gusta' que proporciona a los usuarios más opciones de expresar sus reacciones de manera fácil y rápida", y que ya había sido puesta en marcha a nivel piloto en algunos países como España.

Según el responsable de Producto de Facebook, Sammi Krug, la empresa entiende "que deberían existir más maneras de expresar de forma rápida y fácil cómo nos hace sentir algo que vemos en nuestros muros". Tiene sentido: ¿quién no ha visto que ha muerto el padre de un amigo pero ha dudado en dar a 'Me gusta' en señal de solidaridad, o ha leído algo irritante y ha carecido de ganas de realizar cualquier gesto de aprobación?

Ahora, Facebook ofrecerá seis opciones para responder a una actualización: 'Me gusta', 'Me encanta', 'Me divierte', 'Me asombra', 'Me entristece' y 'Me enoja'. Los usuarios pueden añadir una reacción al mantener presionado el botón de 'Me gusta' en sus dispositivos móviles o mantener el ratón sobre él desde un ordenador. Los pequeños emoticonos están animados para realizar un pequeño baile encantador antes de bajar a puntuar una actualización.

Una ausencia notable es una reacción que denote ironía. (Facebook ya ofreció una abrumadora cantidad de emoticonos que describen "sentimientos" desde "resuelto" hasta "tranquilo" que podrían ser empleados por los usuarios al definir su estado. Uno de los sentimientos ofrecidos es "sarcástico". Pero el sarcasmo, el humor de los gruñones , no es lo mismo que la ironía).

Foto: Vladimir Nabokov tuvo una idea para un símbolo para la ironía mucho antes de convertirse en ubicuos los emoticonos.

Es una lástima, porque la ironía en internet es la más fugaz y fácilmente malinterpretada de las respuestas. Requiere que se entienda el contexto, y exige un alto grado de cultura para ser comprendida. Después de todo, una expresión irónica significa algo distinto a lo que dice literalmente, y requiere para su función lo que el crítico inglés del siglo XX I. A. Richards llamó "la introducción de lo opuesto, el impulso complementario" (Principles of Literary Criticism, 1925).

¡Imaginen las posibilidades de un pequeño emoticono para la ironía! Uno podría puntuar secamente sus propias actualizaciones con símbolos de ironía, o señalar para los idiotas del fondo de la clase que la actualización de otro usuario fue, de hecho, irónica, o simplemente telegrafiar un desapego irónico.

¿Qué aspecto tendría tal símbolo irónico? Afortunadamente, la necesidad de una señal de ironía no es nueva. La cuestión fue analizada y contestada en 1899 por el poeta francés Alcanter de Brahms. El artista dijo que los irónicos deberían utilizar siempre una especie de signo de interrogación invertido: "le petit signe flagellateur". Pero el novelista Vladimir Nabokov contestó mejor a la pregunta décadas antes que las redes sociales. Propuso la "sonrisa pícara" de un paréntesis en horizonal.

Para comentar, por favor accede a tu cuenta o regístrate

¿Olvidaste tu contraseña?

Informes Especiales

El dinero del mañana sin monedas ni billetes

Desde Apple Pay hasta Bitcoin, la tecnología bancaria está cambiando. Ya puedes pagar con el móvil y los bancos quieren saberlo todo de ti. Es la revolución del futuro del dinero y del dinero del futuro

Otros Informes Especiales

Advertisement
Advertisement
Publicidad