.

Innovadores menores de 35

Inventores

Estos innovadores están construyendo los dispositivos del futuro, desde redes de pesca con salida de emergencia hasta un 'páncreas artificial'

Barbarita Lara (Chile), 31

SiE (Sistema de Información de Emergencia)

Combina una sencilla 'app' con ondas de radio para enviar alertas a los ciudadanos en situaciones de emergencia que no depende de internet ni redes móviles

Terremotos y otros desastres naturales son el pan de cada día de muchas regiones del mundo. Uno de los principales problemas es su imprevisibilidad, que impide su detección temprana y dificulta la gestión de la crisis posterior. El reto se acentúa dados los sistemas de comunicación actuales, que tienden a fallar en esos momentos de disrupción en los que la información rápida, precisa y fiable es fundamental para salvar vidas.

Inspirada desde niña por su padre, que trabajaba en el servicio de criptografía de la Armada Chilena, y motivada por los continuos temblores que caracterizan al país andino, en 2015 la entonces estudiante de ingeniería informática Barbarita Lara funda el Sistema de Información de Emergencia (SiE). Según explica su creadora, el proyecto venía gestándose desde 2010, año del fatídico terremoto de 8,8 que sacudió a buena parte del Cono Sur y se llevó la vida de más de 800 personas. Fue en ese terremoto cuando, valiéndose de su teléfono, que resultó ser uno de los pocos con red móvil entre sus contactos, Lara logró conectar a amigos en otros países con sus allegados en el epicentro del seísmo. Estos sucesos periódicos, unidos a su vocación por mejorar el mundo desde sus conocimientos y circunstancias, convergen en esta herramienta que le ha convertido en una de los ganadores de Innovadores Menores de 35 en Latinoamérica del MIT Technology Review en español.

SiE nace en respuesta al hecho de que los sistemas actuales de información en estos escenarios de crisis, según explica la fundadora, son ineficientes, inoperativos, incompletos e irregulares. Por eso, Lara ofrece una solución rápida, barata y fiable: un sistema dirigido a las autoridades públicas, capaz de enviar datos codificados con información sobre el suceso a smartphones, que los decodifican para que lleguen a la población sin necesidad de que sus dispositivos móviles tengan conexión a internet ni a una red telefónica, algo probable en estas circunstancias.

El funcionamiento es sencillo. Los datos que los servicios de emergencia o el propio Gobierno quieren enviar se codifican en tonos inaudibles de alta frecuencia. Estos datos se envían a través de señales de radio, cuya infraestructura ya existe en la mayoría de los países donde SiE podría implementarse. A través de las ondas de radio pueden viajar hasta lugares remotos donde más se necesitan. Finalmente, los datos se pueden decodificar fácilmente a través de la aplicación móvil y reproducir a través del micrófono de cualquier smartphone u ordenador.

Aunque SiE ha recibido mucho apoyo por parte del Gobierno chileno y de grandes empresas de la industria tecnológica, el próximo gran reto es finalizar las negociaciones con la ONEMI (Oficina Nacional de Emergencia del Ministerio del Interior y Seguridad Pública) para poder salir al gran público. La ONEMI es el único organismo autorizado a emitir alertas oficiales de emergencia en Chile, y sería el principal cliente de SiE. Una vez autorizado, el servicio saldrá al mercado y, aunque el objetivo de Lara no es lucrarse con SiE, la aplicación del servicio para alertar sobre otros desastres naturales y situaciones de crisis en Chile y en otros países del mundo garantiza la escalabilidad y sustentabilidad del servicio a medio y largo plazo.

Varios miembros del jurado de Innovadores menores de 35 Latinoamérica 2017 coinciden en que SiE ya está revolucionando el modo en que los gobiernos y oficinas de emergencia plantean sus comunicaciones con los ciudadanos. Como apunta el asesor del vicepresidente Ejecutivo del Banco Interamericano de Desarrollo, Rafael Anta, "la solución que plantea esta joven innovadora es particularmente pertinente en Latinoamérica, región que concentra seis de las 10 ciudades más vulnerables a desastres naturales del mundo". Por su parte, el director de Intraemprendimiento y Gestión del Cambio de SAFRAN, Olivier Leclerc,  considera que "es una solución inteligente, simple y práctica".

Por Rafael Saiz (La Grieta)