.

Innovadores menores de 35

Emprendedores

Sus innovadores enfoques de negocio pueden salvar vidas, mejorar las interfaces, ayudarnos a dormir mejor y reducir el despilfarro de comida

Yann Fleureau (Francia), 28

Cardiologs

Su IA analiza los electrocardiogramas tan bien como un médico y democratiza su acceso

Que el corazón es un músculo que genera electricidad se sabe desde el siglo XIX. En 1924,Willem Einthoven ganó el Premio Nobel de Fisiología o Medicina al descubrir las características eléctricas de varias enfermedades cardiovasculares y, desde entonces, los electrocardiogramas (ECG) son una de las herramientas más utilizadas en este campo. Aunque su procesamiento ha mejorado mucho, el análisis de la actividad eléctrica del corazón continúa siendo un reto para los médicos. Al ingeniero francés Yann Fleureau le sorprendió que se tratara de algo "tan problemático y tedioso", y decidió emplear sus conocimientos técnicos en mejorarlo gracias a la inteligencia artificial (IA).

El joven, cuyo trabajo le ha convertido en uno de los ganadores de Innovadores menores de 35 Europa 2018 de MIT TechnologyReview en español, recuerda: "Nos dimos cuenta de las grandes aplicaciones del aprendizaje automático en reconocimiento facial e interpretación de imágenes, y pensamos en implementarlo en cardiología". Así cofundó en 2014 Cardiologs, una start-up medtech que ha desarrollado una IA capaz de realizar un examen cardíaco "tan bien como el mejor ser humano, y accesible desde cualquier dispositivo digital".

El informe se obtiene a golpe de clic, tan solo con subir el electrocardiograma a la plataforma. Se trata del "primer algoritmo para el análisis de ECG basado en redes neuronales de aprendizaje profundo, que se vuelve cada vez más inteligente gracias a los datos de pacientes con los que lo entrenamos", indica. Al tratarse de una plataforma en la nube, explica que "la seguridad de los pacientes es fundamental y toda la infraestructura está protegida y encriptada".

Además de mejorar el análisis de los ECG, su objetivo era democratizar el acceso y escalar su uso. El innovador detalla: "Hay miles de pacientes monitorizados en casa con dispositivos médicos tradicionales, que registran palpitaciones que aún no tienen explicación. Con la IA podemos hacer un seguimiento y diagnosticar condiciones de arritmia antes de que sea demasiado tarde". Los usuarios que sufren este tipo de enfermedades podrían controlarlas y reaccionar a tiempo si la medicación no está actuando como debe o si se produce una crisis

Para el innovador, el acceso a ECG inteligentes también puede ser crítico en lugares en desarrollo, en las que el hospital más cercano puede estar a cuatro horas y no hay médicos especializados en todas las consultas. "Esta IA puede ayudar a los médicos a diagnosticar correctamente un ataque al corazón. La idea no es suplantarles, sino apoyarles para que puedan tomar la mejor decisión, especialmente en escenarios delicados", explica.

"Una de las grandes promesas de la IA en medicina es la capacidad de encontrar patrones en los datos que los humanos no podemos ver", afirma. Aunque aún no ha llegado a esa fase, Cardiologs busca ir más allá y "no solo diagnosticar, sino predecir". El proyecto ha ganado varios premios, como el France is AI en 2017, y ha sido el primero basado en aprendizaje profundo en cruzar la barrera regulatoria que permite su utilización. Ya han comenzado su comercialización en Europa, Estados Unidos y han hecho pruebas en la India. "El siguiente paso es extender el alcance, recopilar más datos y continuar mejorando la herramienta", indica Fleureau.

La CEO de Oncokids Biosciences y miembro del jurado de Innovadores menores de 35 Europa 2018, Marta Príncep, considera que Cardiologs "soluciona una necesidad real tanto a pacientes como a médicos, y además es una tecnología altamente escalable a otras verticales en el futuro".

 

Por: Patricia R. Guevara