.

Jezael Melgoza vía Unsplash

Cadenas de bloques y aplicaciones

Google y Apple prohíben captar la ubicación en su 'app' de rastreo de contactos

1

La aplicación que los gigantes están a punto de lanzar para perseguir los posibles contagios de coronavirus no permitirá registrar la ubicación del usuario para garantizar su privacidad, y solo podrá ser usada por las autoridades sanitarias gubernamentales de los países, entre otras medidas

  • por Editores de MIT Technology Review en español | traducido por Ana Milutinovic
  • 06 Mayo, 2020

La noticia: Apple y Google han anunciado que van a prohibir que su tecnología para rastrear el coronavirus (COVID-19) utilice seguimiento de ubicación. Esta decisión podría crear posibles complicaciones para algunas aplicaciones que planearon usar el sistema de ambas compañías para notificar a las personas sobre su posible exposición a COVID-19.

Qué es: el rastreo de contactos consiste en rastrear y contactar a las personas que tengan posibilidades de haber estado expuestas a una enfermedad infecciosa. Los expertos consideran que es una herramienta crucial para que la sociedad vuelva a la normalidad en medio de la pandemia del coronavirus. Aunque la parte clave de estos esfuerzos sigue basada en los trabajadores humanos dedicados a esta tarea (solo en EE. UU. habrá un ejército de decenas de miles de personas participando), la nueva tecnología podría complementar los métodos manuales. Por eso, muchas personas se alegraron cuando Apple y Google revelaron que estaban desarrollando una tecnología que permitiría a las autoridades nacionales de salud de todo el mundo crear aplicaciones para el rastreo de contactos y la notificación sobre la posible exposición. El sistema de ambos gigantes, que utiliza señales de Bluetooth para determinar lo cerca que alguien ha estado de una persona diagnosticada con COVID-19, podría lanzarse hacia mediados de mayo, pero los desarrolladores ya tienen una versión temprana del sistema.

Las reglas: además de la prohibición de compartir la ubicación, los titanes de Silicon Valley (EE UU.) acaban de publicar un conjunto de requisitos para los desarrolladores. Entre ellos: solo las autoridades gubernamentales sanitarias podrán crear aplicaciones; todas las aplicaciones deberán contar con el consentimiento del usuario antes de utilizar la API de notificación de exposición; y se requerirá un segundo consentimiento antes de compartir los resultados positivos de las pruebas y las "claves del diagnóstico" con las autoridades de salud pública. Finalmente, la recogida de datos deberá minimizarse y usarse únicamente para la respuesta sanitaria. Se prohíben otros usos de estos datos: no se pueden utilizar para segmentar publicidad ni para vigilancia.

Por qué es importante: la nueva tecnología se integrará en los sistemas operativos iOS y Android, disponibles en la gran mayoría de todos los teléfonos inteligentes. La tecnología tiene como objetivo evitar la fragmentación entre diferentes sistemas y, por tanto, permitir que todos estos teléfonos funcionen en conjunto, un requisito clave que los esfuerzos de rastrear contactos tengan éxito. Los recientes comunicados de Apple y Google son un intento de lograrlo sin sacrificar la privacidad del usuario y evitar posibles abusos.

Cadenas de bloques y aplicaciones

Qué significa estar constantemente contectados unos a otros y disponer de inmensas cantidades de información al instante.

  1. La mitad de los tuiteros que lanzan bulos sobre el coronavirus son bots

    Además de promover teorías de la conspiración y tratamientos falsos, estas cuentas piden la reactivación de la economía en EE. UU. y el cese del confinamiento. También emplean estrategias para apuntar contra grupos de riesgo como los inmigrantes y las minorías y apoyan a usuarios reales a fomentar el odio

  2. La 'app' de rastreo de la India o cómo destruir los derechos civiles

    Aunque teóricamente es de uso voluntario, instituciones públicas y privadas obligan a sus trabajadores a usarla bajo riesgo de ser multados o incluso encarcelados. Además, rastrea la ubicación, no es de código abierto y no está claro quién tiene acceso a los datos ni cuándo se destruyen

  3. Consejos para manterse cuerdo en medio de la locura del coronavirus

    Cada vez más voces advierten que la pandemia va a generar una avalancha de problemas de salud mental. Ofrecemos una serie de herramientas tecnológicas y psicológicas para ayudar a la gente a cuidar de su propio estado de ánimo antes de que el estrés y la ansiedad se conviertan en algo peor como la depresión