.

Associated Press

Biotecnología

Expertos advierten: hay que prepararse ya para los rebrotes de invierno

1

Si no empezamos a tomar medidas ya, el pico invernal de coronavirus podría ser peor que el brote inicial, lo que se sumaría a acumulación de pacientes  otras enfermedades y al agotamiento de los sanitarios de primera línea, según la Academia de Ciencias Médicas de Reino Unido

  • por Charlotte Jee | traducido por Ana Milutinovic
  • 20 Julio, 2020

La noticia: deberíamos empezar a prepararnos para una posible nueva ola de casos del coronavirus (COVID-19) en este invierno, según la Academia de Ciencias Médicas de Reino Unido. Los sistemas de atención médica siempre suelen tener dificultades en esa época porque las enfermedades infecciosas se propagan más rápido. Esto se debe a que pasamos más tiempo en espacios cerrados con poca ventilación y porque las enfermedades como el asma, el infarto y el derrame cerebral tienden a intensificarse con las temperaturas más frías. Pero la Academia advierte en un nuevo informe de que los sistemas sanitarios podrían superar sus límites si se tiene en cuenta un posible aumento invernal del contagio por COVID-19, el cual, además, podría ser peor que el brote inicial; la acumulación de pacientes con otras enfermedades y el agotamiento de los sanitarios de primera línea.

Algunas cifras: la Academia ha simulado el "peor escenario razonable" para Reino Unido y cree que el número de muertes hospitalarias relacionadas con la COVID-19 entre septiembre de 2020 y junio de 2021 podría llegar a 119.900, más del doble que las 45.000 muertes que Reino Unido ha tenido hasta ahora. Los investigadores calculan que es probable que los fallecimientos alcancen su pico en enero y febrero. Esta cifra no incluye los posibles fallecimientos en las residencias de mayores, que representan aproximadamente un tercio de todas las muertes en Inglaterra hasta el momento. Aunque el informe se refiere específicamente al caso de Reino Unido, se podrían sacar las mismas conclusiones para muchos países de todo el mundo. No obstante, hace falta recordar que es un modelo de resultados en el peor de los casos, y no cuenta con posibles nuevos medicamentos, tratamientos o vacunas. También se basa en el supuesto de que no será factible volver a confinar a la gente en Reino Unido.

¿Qué podemos hacer al respecto? Para evitar la grave situación que describe la Academia, será crucial minimizar la transmisión comunitaria a través de medidas establecidas como el distanciamiento social y el lavado de manos, especificó la Academia. También es importante acumular reservas de equipos de protección personal adecuados para los sanitarios y trabajadores sociales, aumentar la capacidad de realizar pruebas de diagnóstico y los programas de rastreo, crear un sistema de alerta temprana para monitorizar y manejar la ola invernal y vacunar a los mayores y a los sanitarios contra la gripe.

Biotecnología

Nuevas tecnologías y conocimientos biológicos empiezan a ofrecer opciones sin precedentes para mejorar nuestra salud.

  1. Los buenos resultados de la vacuna Novavax también son preliminares

    Los datos de su ensayo en fase I revelan que todos los 131 voluntarios que recibieron la vacuna produjeron un alto nivel de anticuerpos contra la COVID-19. Sin embargo, la investigación aún no ha sido revisada por pares y el objetivo de la prueba fue el análisis de seguridad, no el de eficacia

  2. Inmunidad pasiva, la nueva estrategia para prevenir la COVID-19

    Lilly va a analizar la capacidad de un nuevo fármaco basado en anticuerpos para evitar la infección por coronavirus en 2.400 personas. Hasta que aparezca una vacuna, el enfoque consiste en inyectar anticuerpos capaces de luchar contra la enfermedad durante las semanas o meses que permanecen activos en el organismo

  3. Un grupo científico autoexperimenta con su propia vacuna contra la COVID-19

    El famoso genetista George Church y al menos otras 20 personas han creado y probado en sí mismos un prototipo sencillo que se administra por la nariz y que podría generar inmunidad en la mucosa contra el coronavirus. Pero no tienen ni idea de si funciona ni de si lo que están haciendo es legal