.

Computación

Construya su Propia Súper-Cámara

1

  • por The Editors | traducido por Rubén Oscar Diéguez
  • 24 Diciembre, 2008

La tinta a base de soja que no daña al medio ambiente, que ha sido utilizada en los periódicos durante años, ahora está disponible para impresoras láser y máquinas de fax. El tóner de la mayoría de los cartuchos de impresora está basado en el petróleo: alrededor de dos litros de petróleo dan una libra de polvo de tóner, y en el proceso se liberan compuestos orgánicos volátiles. El tóner de soja se hace de un derivado de la cosecha común de la soja, así que no requiere siembra de cultivos nuevos, y no se liberan elementos químicos dañinos durante su fabricación.

Otros productos en esta sección:

Detector de Cafeína

RFID impreso y barato

Soy Toner

Centro Mediático portátil

E-Reader de Pantalla Amplia

Mini eléctrico

Energía Eólica en el techo

Tratamiento mágnético contra la depresión

Googelin mediante la Voz

Computación

Las máquinas cada vez más potentes están acelerando los avances científicos, los negocios y la vida.

  1. Demostrado el primer radar cuántico de la historia

    El dispositivo basado en fotones entrelazados por microondas ofrece múltiples ventajas a corta distancia frente a los modelos convencionales. La baja potencia de su funcionamiento abre la puerta a aplicaciones médicas no invasivas y de seguridad

  2. Así es el ordenador de nanotubos de carbono más potente del mundo

    Se trata de un microprocesador funcional de 16 bits construido a partir de más de 14.000 transistores de nanotubos de carbono creado por el MIT. Para lograr tal avance, el equipo ha desarrollado varias soluciones para algunos de los históricos problemas de fabricación de chips

  3. Se agravan los ciberataques por el petróleo y el gas del Golfo Pérsico

    Las grandes empresas del sector están sufriendo cada vez más ataques o intentos de penetración en sus sistemas informáticos. Expertos en ciberseguridad acaban de detectar la existencia de un nuevo grupo hacker llamado Hexane y que parece tener similitudes con la guerra cibernética de Irán