.

Computación

¿Qué es Bitcoin, y por qué es importante?

1

¿Puede una "cripto-moneda" en auge realmente competir con el dinero en efectivo convencional?

  • por Tom Simonite | traducido por Francisco Reyes (Opinno)
  • 25 Mayo, 2011

Las últimas semanas han sido muy emocionantes para un tipo de especulador de divisas relativamente nuevo. En sólo tres semanas, el valor total de una única moneda digital llamada Bitcoin ha aumentado cuatro veces, a más de 40 millones de dólares.

Bitcoin no está respaldada por un gobierno, sino por un esquema criptográfico inteligente.

Por ahora, se pueden comprar pocas cosas con bitcoins, y la nueva moneda tiene todavía un largo camino que recorrer antes de competir con el dólar. No obstante, la siguiente explicación describe qué es Bitcoin, por qué es importante, y qué tiene que suceder para que tenga éxito.

¿De dónde viene Bitcoin?

En 2008, un programador conocido como Satoshi Nakamoto—se cree su nombre es un alias—publicó un documento delineando el diseño de Bitcoin en una lista de correo electrónico de criptografía. Más tarde, a principios de 2009, él (o ella) lanzó un software que se puede utilizar para intercambiar bitcoins dentro del esquema diseñado. Ese software es hoy día mantenido por una comunidad de voluntarios de código abierto coordinada por cuatro desarrolladores centrales.

"Satoshi es, de algún modo, una figura misteriosa", señala Jeff Garzik, miembro de ese equipo central y operador de Bitcoin Watch, que hace un seguimiento de la economía de Bitcoin. "Yo y los otros desarrolladores principales de vez en cuando hemos mantenido correspondencia con él por correo electrónico, aunque nunca sabemos si responderá o no", señala Garzik. "Con él sólo se puede interactuar así o a través del foro".

¿Cómo funciona Bitcoin?

Nakamoto quería que la gente tuviera la posibilidad de intercambiar dinero por vía electrónica de forma segura sin necesidad de un tercero, como un banco o una compañía como PayPal. Por tanto, basó Bitcoin en técnicas criptográficas que nos permiten asegurarnos de que el dinero que recibimos es verdadero, incluso si no confiamos en el remitente.

Los puntos básicos.

Una vez que descargamos y ejecutamos el software de cliente Bitcoin, éste se conecta a través de Internet a la red descentralizada de todos los usuarios de Bitcoin y también genera un par de claves únicas y vinculadas matemáticamente, que son necesarias para intercambiar bitcoins con cualquier otro cliente. Una de las claves es privada y se mantiene oculta en su ordenador. La otra es pública y una versión de la misma, conocida como dirección Bitcoin, se da a otras personas para que puedan enviarle bitcoins. Fundamentalmente, es prácticamente imposible—incluso con el más potente superordenador—averiguar la clave privada de alguien a partir de su clave pública. Esto evita que alguien pudiera hacerse pasar por usted. Sus claves públicas y privadas se almacenan en un archivo que puede ser transferido a otro ordenador, por ejemplo si usted lo actualiza.

Una dirección Bitcoin tiene un aspecto parecido a este: 15VjRaDX9zpbA8LVnbrCAFzrVzN7ixHNsC. Las tiendas que aceptan bitcoins—por ejemplo esta, dedicada a la venta de calcetines de alpaca—le proporcionan su dirección para que usted pueda pagar por los bienes.

Transferencia de bitcoins

Al realizar una transacción, el software de Bitcoin realiza una operación matemática para combinar la clave pública de la otra parte y su propia clave privada con la cantidad de bitcoins que desea transferir. Después, el resultado de esa operación es enviado a través de la red distribuida de Bitcoin para que la transacción pueda ser verificada por los clientes de software de Bitcoin que no participan en la transferencia.

Esos clientes hacen dos controles de una transacción. Uno verifica la relación matemática entre las claves públicas y privadas para confirmar que el verdadero dueño del par envió el dinero; y el segundo utiliza un registro de transacciones públicas almacenadas en el ordenador de cada usuario de Bitcoin para confirmar que la persona tiene bitcoins que pueda gastar.

Cuando un cliente verifica una transacción, reenvía la información a otros en la red para que la comprueben por ellos mismos. De esta manera, la transacción llega y es verificada rápidamente por todos los clientes de Bitcoin que estén conectados. Algunos de esos clientes—"extractores"—también intentan agregar la nueva transferencia al registro de transacciones públicas, compitiendo por resolver rápidamente un rompecabezas criptográfico. Una vez que uno de ellos gana, el registro actualizado es pasado a través de la red de Bitcoin. Cuando nuestro software recibe el registro actualizado, sabe que nuestro pago se ha realizado correctamente.

Seguridad

La naturaleza matemática de la operación asegura que es computacionalmente fácil verificar una transacción, pero prácticamente imposible generar transacciones falsas y gastar bitcoins que usted no posee. La existencia de un registro público de todas las transacciones también proporciona un medio eficaz de evitar el lavado de dinero, afirma Garzik. "Lo que tenemos es un registro mundial de transacciones públicas", señala. "Se puede rastrear la historia de cada Bitcoin a través de ese registro, desde su creación hasta todas las transacciones".

¿Cómo se puede obtener bitcoins?

Servicios de intercambio como Mt. Gox proporcionan un lugar para que la gente obtenga bitcoins a partir de otros tipos de moneda. Algunos entusiastas también han empezado trabaja, por ejemplo diseñando sitios web, a cambio de bitcoins. Este tablero de empleo anuncia contratos de trabajo remunerados en bitcoins.

Sin embargo, en primer lugar los bitcoins también tienen que ser generados. Los bitcoins son "extraídos" al configurar nuestro cliente de Bitcoin en un modo que lo hace competir para actualizar el registro público de las transacciones. Todos los clientes configurados en este modo compiten velozmente para resolver un puzzle criptográfico completando el siguiente "bloque" del registro compartido de transacciones. Ganar la carrera para completar el siguiente bloque hace que ganemos un premio de 50 Bitcoins. Esta característica existe como forma de distribuir los bitcoins en los primeros años de la moneda. En última instancia, las nuevas monedas no se emitirán de este modo; en su lugar, la extracción será recompensada con una pequeña cuota tomada de parte del valor de una transacción verificada.

La extracción es proceso computacionalmente muy intenso, hasta el punto de que cualquier ordenador sin una potente tarjeta gráfica es poco probable que pueda extraer bitcoins sin tardar unos cuantos años.

Dónde se gastan los bitcoins

No hay muchos lugares por ahora. Algunos entusiastas de Bitcoin con sus propias empresas han hecho posible intercambiar bitcoins por , libros, o servicios de diseño web (ver una lista completa aquí). Sin embargo, ningún minorista principal acepta la nueva moneda todavía.

Si la Reserva Federal controla el dólar, ¿quién controla la economía de Bitcoin?

Nadie. La economía de la moneda se fija en el protocolo subyacente desarrollado por Nakamoto.

Las normas de Nakamoto especifican que la cantidad de bitcoins en circulación crecerá a un ritmo cada vez menor hacia un máximo de 21 millones. En la actualidad hay poco más de 6 millones; en 2030, habrá más de 20 millones de bitcoins.

Sin embargo, el esquema de Nakamoto tiene una fisura; si más de la mitad de la potencia de cálculo de la red de Bitcoin acaba bajo el control de una entidad, entonces las reglas pueden cambiar. Esto evitaría, por ejemplo, que un cartel criminal falsificase un registro de transacciones en su favor para engañar al resto de la comunidad.

Es poco probable que alguien pueda obtener jamás este tipo de control. "La potencia combinada de la red en la actualidad equivale a la de uno de los superordenadores más potentes del mundo", asegura Garzik. "Las reglas de Satoshi probablemente están grabadas en piedra".

¿No es peligroso un suministro fijo de dinero?

Es sin duda diferente. "Poseer una serie de elaborados controles para asegurarse de que la moneda no se produce en grandes cantidades no es algo que cualquier otra moneda, como el dólar o el euro, tengan", señala Russ Roberts, profesor de economía en la Universidad George Mason. La consecuencia más probable será una deflación lenta y constante, a medida que el crecimiento de bitcoins en circulación disminuya y su valor aumente.

"Eso se considera como algo muy destructivo en las economías actuales, sobre todo porque cuando ocurre, es inesperado", afirma Roberts. Sin embargo, él cree que no será de aplicación en una economía donde es de esperar un tipo de deflación. "En un mundo Bitcoin, todo el mundo lo anticiparía, y sabrían que lo que anteriormente recibieron como pago podría comprar más cantidad de cosas de las que puede comprar ahora".

¿Bitcoin amenaza al dólar o a otras monedas?

Eso es poco probable. "Podría encontrar un hueco como forma de pagar por ciertos servicios técnicos", señala Roberts, y añade que incluso un éxito así de limitado podría permitir a Bitcoin cambiar el destino de divisas más establecidas. "La competencia es buena, incluso entre las monedas—tal vez el ejemplo de Bitcoin podría influir en el comportamiento de la Reserva Federal".

Los bancos centrales por todo el mundo han aumentado libremente la oferta de sus monedas en respuesta a la crisis global. Roberts sugiere que Bitcoin podría constituir un ejemplo exitoso, aunque a menor escala, de cómo las economías que prohíben las intervenciones de este tipo también podrían tener éxito.

Computación

Las máquinas cada vez más potentes están acelerando los avances científicos, los negocios y la vida.

  1. Si queremos luchar contra la parálisis hay que cortar los cables de las interfaces cerebro-ordenador

    Esta tecnología podría ser el salvavidas que necesitan las personas con discapacidades motrices, pero si los aparatos no reducen su tamaño, mejoran sus capacidades y se vuelven portátiles e inalámbricos, será imposible que lleguen a los hogares de quienes más los necesitan

  2. La nueva carrera de los chips de silicio se libra en el cuadrilátero de la inteligencia artificial

    La falta de innovación de estos dispositivos aplicados a la computación clásica frenó las inversiones. Ahora que la inteligencia artificial requiere procesadores más potentes y eficientes, la guerra se ha reactivado. Pero en un campo tan cambiante, nadie sabe cuál es la mejor estrategia

  3. El 'ubergate': Uber ocultó durante más de un año un hackeo que filtró los datos de millones de clientes

    ¿Qué personas de Uber tenían información sobre el ataque? ¿Cuántas participaron en encubrirlo? ¿Alguien de la junta fue informado sobre el ataque en ese momento? Si no, ¿por qué no? Si usted es usuario de Uber, es posible que un grupo de hackers haya tenido acceso a sus datos, bancarios incluidos