.

Computación

Tras crear el mercado de lectores electrónicos, Amazon se dispone a socavarlo

1

Las ventas de lectores electrónicos como el Kindle de Amazon están cayendo ahora que los consumidores se decantan por comprar en su lugar tabletas que sirven para varios otros propósitos, como la Kindle Fire.

  • por Mike Orcutt | traducido por Francisco Reyes (Opinno)
  • 19 Diciembre, 2012

El mercado de las tabletas ha despegado, y parece marcar el principio del fin de lectores electrónicos como el Kindle de Amazon, que solo sirven para leer libros. IHS iSuppli, una firma de investigación de mercado, espera que se vendan unos 15 millones de lectores electrónicos de libros este año, casi un 40 por ciento menos respecto al año pasado. "Nunca he visto nada igual. En el mundo de la electrónica de consumo las cosas aparecen y desaparecen con bastante rapidez, pero nunca de forma tan meteórica como en el caso del mercado de los lectores electrónicos", afirma Jordan Selburn, autor del informe de IHS iSuppli.

El año pasado parecía que el mercado podría ser lo suficientemente grande como para dar cabida a los lectores electrónicos y a las tabletas, que cuestan más pero ofrecen libros electrónicos, entre muchas otras características. Las ventas de lectores electrónicos aumentaron en 2011 aunque las ventas de tabletas subieron siete veces. No obstante, ahora parece que la versatilidad de las tabletas está dándoles ventaja. "La gente quiere hacer otras cosas con sus dispositivos, además de leer libros", asegura Selburn.

La popularidad de las tabletas ha forzado a Amazon, que con gran diferencia es el vendedor dominante de lectores de libros electrónicos, a reducir las ventas de su propio lector Kindle y a ofrecer su propia tableta, la Kindle Fire. "Si Amazon no vende tabletas y canibaliza los lectores Kindle, lo hará otra empresa", concluye Selburn.

Computación

Las máquinas cada vez más potentes están acelerando los avances científicos, los negocios y la vida.

  1. Google alerta: lanzar parches de software da vía libre a los hackers

    Al limitarse a crear parches superficiales en lugar de solucionar el problema de raíz, las empresas permiten que explotar vulnerabilidades de día cero de forma reiterada resulte increíblemente fácil. Deben invertir más tiempo y dinero para que los profesionales puedan solucionar los fallos de forma integral 

  2. Cómo la soberanía digital amenaza el avance y las ventajas de la nube

    Las iniciativas de distintos países para establecer reglas propias para los datos nacionales por parte de proveedores internacionales de computación en la nube hará que el acceso a la tecnología sea cada vez más caro y complicado y concentrará sus beneficios en un puñado de grandes empresas capaces de afrontar los cambios

  3. Casi 20.000 empresas y gobiernos, víctimas de un hackeo ruso masivo

    Gracias a un trabajo "inteligente y estratégico", los ciberdelincuentes colocaron una puerta trasera en el software de SolarWinds y la usaron durante meses sin ser detectados. Entre las víctimas del ciberataque destacan los departamentos del Tesoro, de Comercio y de Seguridad nacional de EE. UU.