.

Computación

Dropbox ofrece una forma de liberar los datos de las aplicaciones móviles

1

Una nueva característica hace que las aplicaciones móviles sincronicen fácilmente los datos y supone una competencia directa con iCloud de Apple.

  • por Tom Simonite | traducido por Lía Moya (Opinno)
  • 18 Febrero, 2013

Dropbox es conocido por proporcionar una "carpeta mágica" que usan 100 millones de personas para sincronizar archivos en distintos ordenadores. Pero Drew Houston, cofundador y director ejecutivo de la empresa, lleva mucho tiempo hablando de mayores ambiciones. Ya en 2012, declaró a MIT Technology Review que estaba preparándose para construir "un tejido que reúna todos los aparatos, servicios y aplicaciones... el sistema de archivo de Internet". Una nueva característica lanzada la semana pasada sin demasiados aspavientos, da nuevas pruebas de que la empresa está trabajando para lograr esa visión. También la coloca en una competencia más directa con Apple.

La característica, denominada API Sync, permite a las aplicaciones móviles guardar datos en la cuenta de Dropbox del usuario de tal forma que la aplicación se puede sincronizar a través de múltiples aparatos. Si los desarrolladores adoptan esta interfaz de programación, podría ser que usar aplicaciones móviles ya no implique dejar tus archivos personales repartidos por distintos aparatos. La API Sync también podría erosionar algunas de las restricciones impuestas por los "ecosistemas" móviles competidores de Apple y Google, haciendo que sea más fácil pasar de uno a otro sin dejarte datos atrás. Por ejemplo, alguien que usara la edición de imagen del iPad de Apple podría instalar la misma aplicación en una tableta Android y encontrar las fotos retocadas en el nuevo aparato.

Apple ya ofrece una funcionalidad parecida a través de iCloud, permitiendo a las aplicaciones sincronizar datos en aparatos móviles, portátiles y ordenadores de sobremesa. Sin embargo, al contrario que Dropbox, iCloud no permite un acceso fácil a los datos que sincroniza a través de un navegador de archivos o en línea, y los datos no se pueden sincronizar en aparatos Android.

"Nuestra misión es conseguir que la gente acceda a sus cosas estén donde estén", afirma Sean Lynch, gerente de producto en Dropbox. "No somos selectivos, queremos que sea así, uses el aparato que uses". Explica que ayudar a las aplicaciones móviles a conectarse al servicio de su empresa es una parte importante de esa misión.

Cuando una aplicación que usa API Sync recibe los datos de registro de Dropbox de un usuario, se puede acceder a cualquier dato guardado por la aplicación en la carpeta de Dropbox del PC del usuario o a través de la interfaz en línea del servicio. De la misma forma, se pueden mandar archivos a una aplicación al colocarlos en la carpeta que crea dentro de la cuenta de Dropbox del usuario. Las aplicaciones no pueden acceder a datos que estén fuera de esa carpeta.

Anteriormente, había relativamente pocas aplicaciones integradas con Dropbox porque su API estaba previsto para uso con sitios web más que con aplicaciones, sostiene Lynch. Eso significaba que cada desarrollador básicamente tenía que reinventar gran parte de la funcionalidad de Dropbox, por ejemplo, buscando una forma de asegurarse de que los datos se sincronizaran incluso cuando los aparatos móviles perdieran su conexión a Internet.

"La sincronización es difícil de hacer completamente bien", comenta Brian Smith, ingeniero jefe de Dropbox. Aunque Dropbox no fue la primera empresa en ofrecer sincronización de archivos para PCs, su auge se suele atribuir a la forma en que persiguió obsesivamente todos los pequeños problemas técnicos que iban surgiendo para lograr que la tecnología funcionara impecablemente en cualquier condición en cualquier aparato. "La API Sync permite a los desarrolladores de iOS y de Android centrarse en aspectos clave de su aplicación y dejar las complejidades de funcionar a través de distintas plataformas en nuestras manos", afirma Smith.

Aunque Smith y Lynch reconocen que su nueva opción es parecida a algunos aspectos del iCloud de Apple, afirman que no tenían intención de hacer que las empresas fueran rivales. "Nos hemos centrado en nuestras fortalezas, que son la posibilidad de usarlo en distintas plataformas y la facilidad de uso", afirma Smith. Tanto los servicios de Dropbox como los de iCloud serían distintos hoy si los cofundadores de Dropbox hubieran aceptado la oferta de Steve Jobs para comprar su empresa en 2009.

Pero Ed Barton, analista en Strategy Analytics, que sigue los desarrollos en medios digitales, cree que los líderes de Dropbox están planificando cuidadosamente cómo competir con Apple. "Dropbox recela de la amenaza que suponen los archivos digitales de medios como iCloud", afirma Barton. Este analista halló, en una encuesta reciente que Apple y Dropbox son los dos servicios en nube más utilizados por los consumidores estadounidenses, con el 27 por ciento y el 17 por ciento respectivamente de poco más de 2.000 encuestados. Hacer que la gente pueda controlar su contenido en aparatos de distintas empresas permite a Dropbox destacar, afirma.

Sin embargo, añade, Dropbox también tiene que responder a jugadas de competidores más grandes que ofrecen servicios de almacenaje en nube que sirven también de reproductores de contenido para música, fotos y películas. Por ejemplo, un grupo de la industria cinematográfica acaba de lanzar el servicio Ultraviolet, que permite a la gente almacenar y hacer streaming de copias digitales de películas, y tanto Amazon como Google almacenan y hacen streaming de archivos de música. En estos campos las características de Dropbox están menos desarrolladas.

Hace poco Dropbox adquirió una start-up de streaming de música, pero aún no ha revelado cómo usará su tecnología, y también ha mejorado sus características para compartir fotos. "Dropbox ha mejorado su gestión de los archivos audiovisuales", afirma Barton. "Espero ver más innovaciones en ese frente".

Computación

Las máquinas cada vez más potentes están acelerando los avances científicos, los negocios y la vida.

  1. Criptografía reticular, el cifrado a prueba de ordenadores cuánticos

    La inminente llegada de la computación cuántica amenaza con destruir los métodos tradicionales de cifrado que usamos actualmente. Por ello, distintos grupos trabajan en nuevos enfoques poscuánticos capaces de resistir a estas máquinas. Este es el más prometedor hasta la fecha 

  2. Un nuevo chip inspirado en el cerebro distingue 10 olores diferentes

    Su diseño basado en la estructura y la actividad eléctrica del cerebro, un enfoque conocido como chip neuromórfico, ha aprendido a diferenciar fragancias con gran precisión y pocos ejemplos de entrenamiento. El siguiente paso será replicar el comportamiento de la vista y tacto

  3. Sale a la luz la identidad del hacker conocido como 'el dios invisible'

    Una serie de documentos judiciales señalan al ciudadano de Kazajstán Andrey Turchin como Fxmsp, el autor intelectual de una campaña de piratería que golpeó a 44 países y algunas de las empresas de ciberseguridad más grandes del mundo con la que ganó casi 1,4 millones de euros