.

Móvil

El misterioso y desconocido casco de realidad aumentada de Magic Leap

Envuelta en el silencio y el misterio, Magic Leap sigue sin desvelar cómo funciona la tecnología que desarrolla con cerca de 1.400 millones de dólares

  • por Rachel Metz | traducido por Teresa Woods
  • 21 Abril, 2016

La hermética y extremadamente bien financiada start-up de realidad aumentada Magic Leap ha dedicado varios años al desarrollo de su tecnología que mezcla nítidas imágenes digitales con el mundo real. Afirma que su tecnología algún día se incorporará en un casco. Y aunque no ha divulgado demasiada información desde que pude echar una mirada en profundidad a la empresa hacia finales del año pasado, recientemente ha abierto un poco sus puertas a la revista Wired para echar un vistazo a lo que está desarrollando.

En un largo artículo sobre Magic Leap y la tecnología de realidad virtual (RV) y realidad aumentada (RA), Wired desvela que pudo probar un casco de Magic Leap para visualizar cosas como un dron retrofuturista planeador (presumiblemente el mismo que observé durante mi visita a la empresa en Florida, aunque lo veía a través de una gran unidad de demostración colocada sobre un carrito con ruedas). La revista también pudo ver robots a escala humana que atravesaban paredes y unas diminutas personas que practicaban lucha libre sobre una mesa.

Todavía no se da detalle alguno sobre el aspecto del casco -un prototipo de ingeniería que vi recordaba a un abultado par de gafas deportivas con una batería externa-, ni sobre la fecha de lanzamiento ni el precio. La empresa, que hasta ahora ha recaudado unos 1.400 millones de dólares (unos 1.235 millones de euros) de sus inversores, ha dicho anteriormente que rondará el precio de los dispositivos móviles de consumo.


Foto: Se especula mucho sobre los posibles usos de la tecnología de realidad aumentada, pero la empresa ofrece pocos datos sobre sus planes. Crédito: Magic Leap.

Y sólo existen escasos detalles acerca de cómo la tecnología de Magic Leap logra permitir al usuario ver unas imágenes tan vivas, claras y completamente formadas que parecen casi indistinguibles de los objetos reales que lo rodean. El artículo sí incluye la imagen de una lente transparente, descrita en el pie de foto como el "misterioso chip de campo luminoso fotónico" de Magic Leap. Un campo luminoso es el patrón que genera la luz al rebotar sobre un objeto, y Magic Leap ha afirmado estar desarrollando un chip de campo luminoso que incluye la fotónica de silicio. En un vídeo que acompaña el artículo de Wired, el fundador y CEO de Magic Leap, Rony Abovitz, añade algo de información al decir que es "un componente tridimensional con aspecto de oblea que contiene unas diminutas estructuras, y ellas gestionan el flujo de fotones que finalmente genera una señal digital de campo luminoso".

Wired señala que Magic Leap afirma que lo que está desarrollando se diferencia de otros cascos de RA como el HoloLens de Microsoft por cómo proyecta la luz al ojo del usuario. Pero, de forma frustrante, aún no hemos podido divisar lo que sucede debajo del capó, ya que Magic Leap "rehúsa explicarlo en más detalle en estos momentos".

No soy la única que sigue teniendo preguntas; este artículo de The Verge también pregunta qué es la empresa, cómo le va y qué hace.

La start-up publicó un nuevo vídeo de demo en YouTube el pasado martes que fue grabado con su tecnología dentro de una oficina, y muestra cosas como un mapa en 3D del Monte Everest que se visualiza encima de una mesa de trabajo y una palpitante medusa rosa que flota en el aire. Pero más allá de ese tráiler, parece que tendremos que seguir esperando hasta que Magic Leap esté dispuesta a contarnos más.

(Para saber más: Wired, TR10: Magic Leap redefine la realidad, Magic Leap necesita diseñar un milagro tecnológico, The Verge)

Móvil

Qué significa estar constantemente contectados unos a otros y disponer de inmensas cantidades de información al instante.

  1. "La realidad virtual genera una reacción primigenia y visceral"

    Para la responsable de Facebook Spaces, Rachel Franklin, uno de los aspectos más importantes de la tecnología es su capacidad de ayudarnos a socializar y a sentirnos presentes de formas nunca vistas. Por eso la 'app' no hace mucho más que eso

  2. El mayordomo robótico de Google ya reconoce hasta seis voces, pero aún responde a cualquiera

    La nueva prestación permite que el asistente Home ofrezca respuestas personalizadas en función del usuario que le habla. Pero si no reconoce la voz de su interlocutor, le hará caso igualmente. Es el primer aparato de su clase con esta opción, una ventaja frente a Alexa

  3. Un poco de ayuda externa logra que el 'smartwatch' de Apple empiece a ser útil

    Su monitor cardíaco está muy lejos de ofrecer algún beneficio médico pero, si se combina con un software de inteligencia artificial, podría llegar a ser capaz de detectar dolencias del corazón. De momento, es lo máximo que ha conseguido este cacharro