.

Computación

Una 'start-up' española está a punto de revolucionar las escayolas con impresión 3D

1

Xkelet ya está probando su modelo en dos pacientes y a punto de lanzar un ensayo clínico de su escayola impresa que reduce la incomodidad y los picores y mejora la recuperación

  • por Catherine Caruso | traducido por Teresa Woods
  • 27 Julio, 2016

Cada año, unas seis millones de personas se rompen un hueso solo en Estados Unidos. Muchas de estas lesiones se envuelven un pesado recubrimiento de fibra de vidrio o escayola mientras se curan, un tratamiento que no ha cambiado durante generaciones.

Pero por fin las escayolas están modernizándose. Las escayolas en 3D incluyen un diseño de celosía de plástico personalizado para cada paciente. Son impermeables, más cómodas y hasta puede que ayuden a que los huesos se curen más rápidamente. Las escayolas forman parte de un movimiento más amplio hacia los dispositivos médicos personalizados impresos en 3D.

Varias start-ups de todo el mundo están desarrollando esta nueva tecnología. Este año, el alumno de ingeniería Zaid Musa Badwan fundó MediPrint en México para fabricar la escayola NovaCast que diseñó junto con sus compañeros. Y hace pocas semanas Xkelet, de Girona (España), ganó un premio de diseño Red Dot (una prestigiosa competición de diseño internacional) con su escayola.

El concepto básico es relativamente sencillo: un escáner recopila las características específicas del miembro roto, y un software de diseño las emplea para construir una escayola personalizada. A menudo se imprimen dos piezas, y se fijan al miembro afectado hasta que se cure.

Foto: Una escayola impresa en 3D diseñada por Xkelet. Crédito: Xkelet.

Imprimir la escayola elimina la variabilidad del moldeo manual, y su diseño, una estructura de plástico con muchas aberturas redondas, es ligero y transpirable, una mejora obvia de su comodidad y de la higiene del tratamiento.

Los agujeros son importantes por otro motivo: permiten al médico y al paciente acceder fácilmente al miembro lesionado. La cirujana ortopédica del Hospital Cedars-Sinai de Los Ángeles (EEUU) Carol Lin lo considera útil para evaluar la salud de la piel y para poder realizar curas de las lesiones, algo que puede reducir el número de revisiones médicas. Lo valora especialmente para pacientes geriátricos, cuya piel es como "papel de seda". El diseño también ofrece a los médicos la posibilidad de estimular la zona lesionada con ultrasonidos y otras tecnologías que Lin asegura que pueden ayudar a algunos huesos curarse.

Foto: Las escayolas en 3D facilitarán la realización de tareas cotidianas. Crédito: Xkelet.

Ninguna de estas escayolas en 3D está disponible el en mercado aún, pero Xkelet está probando su modelo en dos pacientes reales, y lanzará un ensayo clínico con la Agencia Española del Medicamento en septiembre. Ya ha firmado acuerdos con dos de las cuatro aseguradoras médicas principales de España, y su CEO, Jordi Tura, prevé que la escayola llegue a los hospitales dentro de seis meses. Aunque las piezas son caras, pues oscilan entre los 180 euros y los 450 euros, Tura espera que el coste se reduzca a medida que aumente la producción.

Los médicos ven las escayolas impresas en 3D como la última aplicación de una tecnología que ya se ha hecho un hueco en la medicina. Los cirujanos emplean modelos impresos en 3D de los rasgos anatómicos de sus pacientes para mejorar la planificación de las intervenciones quirúrgicas, y los pacientes se están beneficiando de prótesis y rodillas artificiales impresos y personalizados. SmarTech Markets proyecta que el mercado para la impresión en 3D médica dará un gran salto desde los 450 millones de euros en 2014 hasta más de 5.600 millones de euros en 2024.

A medida que disminuya el coste de la impresión 3D irán surgiendo más aplicaciones y también nuevas formas de mejorar otros productos médicos ya existentes, incluso los que, al igual que las escayolas, no han cambiado desde hace más de 50 años.

Lin detalla: "Aceptamos las limitaciones de las tecnologías actuales porque nos hemos formado con ellas. Y están bastante bien, pero no perfectas. Simplemente aún no sabemos cuánto se pueden mejorar".

Computación

Las máquinas cada vez más potentes están acelerando los avances científicos, los negocios y la vida.

  1. Mas de 60 IA autónomas identifican las nuevas técnicas de los hackers

    Cada vez más empresas de ciberseguridad apuestan por el aprendizaje no supervisado como mejor estrategia para detectar comportamientos anómalos sobre los que hay poca información previa. Gracias a este enfoque, Darktrace alerta antes de que los intrusos puedan causar daños graves

  2. Historia de cómo Google se enfrentó a China y perdió

    Al principio era el gigante de internet quien dominaba la situación. Ahora las tornas han cambiado y el buscador ansía desesperadamente volver a penetrar en el enorme mercado chino mientras que el país y su sector tecnológico cada vez más potente ya no lo necesita

  3. Las cinco nuevas ciberamenazas más peligrosas que veremos en 2019

    Mientras los expertos en ciberseguridad buscan estrategias para protegerse de los tipos de ataques más conocidos, los hackers están desarrollando nuevas estrategias para robar dinero e información al mundo gracias a la IA, la nube, los contratos inteligentes y los ordenadores cuánticos