.

Biomedicina

Este corazón impreso en 3D es lo más parecido al órgano humano, aunque no sirva

1

Parece un corazón real y bombea sangre como él, pero empieza a degradarse a los 45 minutos, después de tan sólo 3.000 latidos y requiere una bomba externa para funcionar. Aun así, es lo más cerca que se ha llegado de crear un corazón artificial funcional

  • por Jamie Condliffe | traducido por Teresa Woods
  • 19 Julio, 2017

Parece un corazón real y late como un corazón real. Y aunque todavía no es capaz de cumplir la función de un corazón real, nos acerca a un futuro de órganos artificiales más pequeños y más humanos.

Este nuevo corazón de silicona es obra de un equipo de investigadores del Laboratorio de Materiales Funcionales de la Escuela Politécnica Federal de Zúrich (Suiza). Para hacerlo, el equipo ha empleado técnicas de impresión 3D, que son cada vez más populares para crear órganos sintéticos. El objetivo es generar una estructura interna que imita la de un corazón humano real, con ventrículos derecho e izquierdo.

Pero a diferencia de un corazón real, incluye una cámara central que puede ser inflada y desinflada por una bomba externa, y que en esencia, ejerce de músculo. Y además de su necesidad de unidad externa, este corazón artificial tiene una limitación aún mayor. Como informa el equipo en la revista Artificial Organs, la silicona empieza a degradarse después de 3.000 latidos, una cifra que transcurre en unos 45 minutos, lo que lo hace poco práctico.

Aun así, el dispositivo abre las puertas a mejores corazones artificiales en los próximos años. La mayoría de los dispositivos actuales para bombear sangre se basan en enfoques mecánicos, los cuales pueden generar fallos y dañar la sangre. Un corazón artificial más parecido a la fisiología humana podría superar estos problemas.

También está la alternativa de producir nuevos órganos biológicos completos desde un principio en el laboratorio, aunque todavía falta bastante para eso.

(Para saber más: Artificial Organs)

Biomedicina

Nuevas tecnologías y conocimientos biológicos empiezan a ofrecer opciones sin precedentes para mejorar nuestra salud.

  1. Estos son los peores riesgos de la biología sintética para la humanidad

    Un nuevo informe, basado en el consenso de 13 expertos, clasifica estas posibles amenazas en función de su riesgo de hacerse realidad y de causar daños a la población. La recreación de virus patógenos conocidos, como la viruela, encabeza esta lista de 12 puntos

  2. La terapia génica no salvará a nadie si la detección precoz no aumenta

    Cada vez aparecen más tratamientos capaces de evitar graves problemas genéticos. Pero para que sean eficaces, muchas deben administrarse antes de que se produzcan daños irreparables. Y para eso es imprescindible aumentar la amplitud de las pruebas de diagnóstico en recién nacidos

  3. 'The Moment', la película que el espectador controla con la mente

    Basta de quedarse sentado en la butaca a ver el montaje elegido por el director. La última creación de Richard Ramchurn incorpora un casco que registra las ondas cerebrales para modificar el contenido en función de la atención de una persona del público. La experiencia resulta sorprendente