.

Melanie Valencia, 26

Un único hongo es su arma para mitigar dos problemas: la deforestación y las emisiones generadas por la materia orgánica en descomposición

  • Por Maximiliano Corredor

La ecuatoriana Melanie Valencia acaba de convertirse en una de los ganadores de Innovadores menores de 35 Ecuador 2016 de MIT Technology Review en español gracias a su proyecto que no intenta resolver un único problema sino dos. La joven trabaja en una tecnología para producir aceites similares a los de palma y soja a partir de residuos orgánicos. Con esta iniciativa persigue, por un lado, reducir el nivel de residuos orgánicos que se generan en el mundo y que al descomponerse liberan metano y otros gases de efecto invernadero que aceleran el cambio climático. Por otro, quiere ofrecer un producto alternativo a estos aceites, cuya producción provoca la deforestación de grandes superficies de bosque tropical, como las selvas de Indonesia, con la consiguiente pérdida de biodiversidad.

Valencia comenzó a trabajar en el proyecto durante su Máster en Salud Pública y Ambiental en la Universidad de Columbia (EEUU) junto a Kartik Chandran y Shashwat Vajpeyi. Allí caracterizaron un hongo capaz de alimentarse de la materia orgánica presente en los residuos sólidos urbanos y producir grasas con una calidad similar a las del aceite de palma africana y soja.

Aunque "la idea inicial era obtener biodiesel a partir de residuos fecales", la joven descubrió que "al incluir también residuos de comida aumentaba la acumulación de grasas". Por ello decidieron reorientar el proyecto para que el producto final fuera un aceite comercializable. Gracias al apoyo de la fundación Bill y Melinda Gates llevaron su idea a la práctica en una prueba piloto en Ghana. Con los resultados en la mano, cuyos detalles están protegidos bajo una patente, Valencia cofundó su empresa CarboCycle con la que el año que viene empezará a tratar residuos orgánicos en una planta propia en EEUU.

El proyecto de CarboCycle es "excelente, con mucha innovación de procesos", afirma el director del Centro de Ingeniería Bioquímica de la Universidad del Valle de Guatemala, Carlos Rolz. Este miembro del jurado de Innovadores menores de 35 Ecuador 2016 destaca la puesta en valor de la idea que se ha conseguido al obtener una patente tras realizar la investigación y atraer financiación para llevarla al mercado.

En este video (en inglés), Valencia explica mediante una animación la propuesta de valor de CarboCycle:


Descubre todos los proyectos de los ganadores de Innovadores menores de 35 Ecuador 2016