.

Javier Jiménez, 34

Su 'boli' ayuda a diagnosticar meningitis en niños sin realizar punción lumbar y podría salvar miles de vidas en África

  • Por Elena Zafra

La meningitis es una enfermedad del sistema nervioso causada por la inflamación de las membranas que rodean el cerebro y la médula espinal. Algunos de sus primeros síntomas son bastante genéricos, como fiebre y somnolencia, algo que dificulta el diagnóstico de la enfermedad, sobre todo en niños. El problema se acentúa dado que la meningitis puede ser muy agresiva y matar al paciente en pocas horas o incluso, en el caso de sobrevivir, causarle secuelas neurológicas.

El diagnóstico actual requiere habitualmente de una punción lumbar. No obstante, este procedimiento es peligroso y traumático, especialmente para los más pequeños. Además, es imposible realizarlo en países en vías de desarrollo, donde no se dispone de formación, equipamiento ni laboratorios para analizar las muestras. Para mejorar la situación, el ingeniero y emprendedor Javier Jiménez ha creado el Neosonics, un dispositivo que ayuda a diagnosticar la meningitis infantil de manera rápida y no invasiva y que puede usarse incluso en regiones de bajos recursos. Gracias a este avance se ha convertido en uno de los Innovadores menores de 35 España 2016 de MIT Technology Review en español.

El aparato es "similar a un boli gordo", explica su creador. Su punta se coloca sobre la cabeza del niño, concretamente sobre la fontanela, un área de tejido fino donde los huesos del cráneo del bebé aún no se han cerrado. Neosonics toma una imagen de ultrasonidos de alta resolución del líquido cerebroespinal que hay bajo la fontalena con una resolución y sensibilidad muy alta.

Uno de los principales retos de Jiménez ha sido lograr que el aparato sea tan sensible que detecte cambios en la cantidad de células presentes en el líquido. El sistema inmunológico envía estas células para combatir a bacterias o virus causantes de la infección, por lo que su aumento funciona como un indicador: a partir de 25 células por microlitro se considera que el niño puede tener meningitis. Los resultados preliminares de Jiménez demuestran que Neosonics puede detectar concentraciones de hasta dos células por microlitro. Esto convierte lo convierte en una herramienta rápida y precisa que ayudaría a prescindir de la punción en muchos casos.

New Born Solutions, la start-up fundada por Jiménez, ya ha mandado un prototipo a Mozambique y está realizando pruebas allí y en hospitales de Madrid (España). En el llamado cinturón africano de la meningitis (26 países subsaharianos desde Senegal a Etiopía) se reportaron cerca de un millón de casos sospechosos entre 1991 a 2010, de los cuales unos 100.000 terminaron en muerte. Gracias a Neosonics los médicos en estas zonas podrían decidir rápidamente poner en tratamiento a bebés sospechosos y salvar miles de vidas. Por otra parte, en países industrializados, la evolución del paciente podría observarse sin recurrir a las punciones lumbares de seguimiento.

El jefe de grupo de investigación en la Escuela Superior de Física y Química Industriales de París (Francia), Karim Benchenane, y miembro del jurado de Innovadores menores de 35 España 2016, considera el uso de ultrasonido de alta frecuencia para el cribado propuesto por Jiménez es "extremadamente prometedor e innovador".

Descubre todos los proyectos de los ganadores de Innovadores menores de 35 España 2016