.

Biotecnología

Bienvenido a la mayor colección de cerebros anómalos del mundo

1

Durante 30 años, un patólogo reunió estos órganos de los pacientes de un centro psiquiátrico. Los aproximadamente 100 frascos comprenden el mayor repositorio cerebral del mundo, y los investigadores esperan secuenciar su ADN para correlacionar anomalías genéticas con las físicas

  • por Adam Voorhes | traducido por Ana Milutinovic
  • 10 Septiembre, 2021

Estas secciones transversales de cerebros humanos se utilizaron para enseñanza. La colección había sido descuidada durante décadas cuando el fotógrafo Adam Voorhes la vio por primera vez, en 2011. Estas imágenes se han tomado del libro que Voorhes publicó sobre los cerebros, en coautoría con Alex Hannaford.

La Universidad de Texas (EE. UU.) tiene una de las colecciones más grandes del mundo de cerebros humanos anómalos conservados. Los aproximadamente 100 frascos contienen cerebros pertenecientes pacientes del centro psiquiátrico del Hospital Estatal de Austin (Austin State Hospital, EE. UU.).  El patólogo residente del hospital Coleman de Chenar los reunió durante unos treinta años a partir de la década de 1950.

El comisario de la colección, Tim Schallert, cree que puede servir no solo para la enseñanza, sino también para ayudar a los investigadores a comprender mejor las causas de distintos trastornos psicológicos y neurológicos.

Un frasco, etiquetado como "Síndrome de Down" (arriba), parece contener más de un cerebro y posiblemente otros órganos internos. A muchos frascos les faltan las etiquetas y se sabe poco sobre las personas cuyos cerebros aparecen expuestos.

Algunas anomalías son obvias, como la lisencefalia o "cerebro liso", un trastorno neurológico que generalmente provoca una muerte prematura. Muchos de los cerebros parecen normales, pero revelan alguna hemorragia o hinchazón cuando se disecan.

La colección ha sido escaneada por máquinas de resonancia magnética. Schallert espera recuperar y secuenciar el ADN de estos cerebros para correlacionar las anomalías genéticas con las físicas, incluso sin los historiales médicos de los pacientes.

Biotecnología

Nuevas tecnologías y conocimientos biológicos empiezan a ofrecer opciones sin precedentes para mejorar nuestra salud.

  1. "El ensayo con MDMA ha cambiado mi vida. Ahora me siento vivo"

    A los 4 años, Nathan McGee sufrió un episodio traumático que le marcó para siempre. Tras años recibiendo distintos diagnósticos y probando todas las soluciones que encontró a su alcance, decidió participar en un estudio con esta droga que, meses después, afirma que le ha cambiado la vida

  2. Qué pasa cuando tu fármaco acaba en el centro de la desinformación

    La ivermectina se ha promocionado falsamente como un tratamiento contra la COVID-19, pero, para quienes usan el medicamento correctamente para tratar casos de rosácea, verlo convertido en una pieza de desinformación contra las vacunas resulta desconcertante 

  3. El fracaso de los proyectos de la UE y EEUU para entender el cerebro

    Ambas potencias han destinado millones a enormes iniciativas de investigación que se han visto obligadas a rebajar sus ambiciosos objetivos iniciales, a modo de recordatorio de lo complejo que es este órgano. Aún así, han desarrollado nuevas tecnologías capaces de seguir impulsando la neurociencia