.

Cadenas de bloques y aplicaciones

Vídeo en directo: la nueva estrategia de Facebook para aumentar sus usuarios

1

La posibilidad de emitir vídeo en directo desde la red social afianza los movimientos de la compañía para seguir aumentando su cuota de mercado a partir del consumo de contenidos

  • por Rachel Metz | traducido por Teresa Woods
  • 07 Marzo, 2016

A principios de año, Facebook anunció que permitiría a cualquier usuario de iPhone realizar un streaming de vídeo en directo por su red social, prestación que se se lanzó primero en Estados Unidos y se ha extendido a otros países durante las semanas siguientes. Este anuncio se produjo un mes después de que la red social confirmara que probaba una prestación de este tipo, y demuestra que está tomándose muy en serio el auge de los servicios de streaming en directo; algo que seguramente alarme a otras aplicaciones similares muy populares como Meerkat y Periscope, propiedad de Twitter.

La forma en la que se utiliza esta prestación es bastante sencilla, y resultará familiar para los que ya realizan streaming de vídeos en directo. Después de actualizar el estado en Facebook, se puede incluir una descripción del vídeo y decidir quién podrá verlo mediante un pequeño icono del fondo de la ventana emergente. Entonces se acciona el botón de "Publicar" y empieza a grabar; se recibirán notificaciones acerca de quién lo está viendo (en el caso de mi prueba: nadie) y la gente puede añadir comentarios durante el streaming. Después, el vídeo pasa a formar parte de la biografía.

La decisión de Facebook de incorporar el servicio de streaming de vídeo en directo para usuarios de iPhone (y recientemente para los de Android también) tiene mucho sentido. Vemos más vídeo en internet que nunca: un informe del año pasado de Cisco predijo que los vídeos representarán el 80% del tráfico de internet para el año 2019, en comparación con el 64% en 2014. Y gran parte la reproducción de vídeos se realizará (y realiza) desde nuestros smartphones, como indican los datos recopilados por la empresa de investigaciones de mercado eMarketer que reflejan que los adultos en Estados Unidos vieron una media de 26 minutos de vídeo al día desde sus teléfonos el año pasado (se espera que esta cifra alcance los 29 minutos este año).

Y mucha gente lo hace además en Facebook: la compañía aseguró durante la presentación cuatrimestral de resultados que sus usuarios ven 100 millones de horas de vídeo cada día, y que 500 millones de personas ven contenidos de vídeo a diario a través de la red social.

Además, mientras a muchos usuarios aún puede resultarles bastante novedoso el streaming de vídeos (o totalmente desconocido), la expansión de apps como Periscope y Meerkat han acostumbrado a bastantes personas a su funcionamiento. Ahora, Facebook tiene por objetivo aprovechar su enorme alcance móvil (934 millones de personas la utilizaron en diciembre) para conseguir que aún más gente lo pruebe y, con suerte, dediquen más horas a la red social.

Cadenas de bloques y aplicaciones

Qué significa estar constantemente contectados unos a otros y disponer de inmensas cantidades de información al instante.

  1. "Los ingenieros no están capacitados para saber cómo la gente usa las cosas"

    En su libro 'People Count', la experta en ciberseguridad Susan Landau reflexiona sobre los problemas que surgieron a raíz de que se apresuraran a crear aplicaciones de rastreo de contactos y notificaciones de exposición contra la COVID-19 sin contar con el asesoramiento y la infraestructura de las políticas de salud pública

  2. Opciones para reducir la fatiga y el hartazgo de las reuniones por Zoom

    El teletrabajo ha venido para quedarse, pero los trabajadores necesitan mantener vínculos con sus compañeros y colaborar en tiempo real. A medida que la gente se cansa de las típicas videollamadas, distintas empresas trabajan para hacerlas más amenas a través de juegos y entornos de realidad virtual

  3. WhatsApp y Google Form, las armas digitales para salvar a los afganos

    ONG, políticos, periodistas y civiles se están organizando a través de herramientas de todo tipo para intentar rescatar a los que han quedado atrapados en Afganistán. Pero muchas veces deben compartir información personal que podría ser usada en contra de los ciudadanos si cae en manos de los talibanes