.

Habla el mercado

Del dato al impacto: la innovación italiana apoya el bienestar y la ciberseguridad

1

Tecnologías sensorizadas, internet de las cosas y 'wearables' o dispositivos inteligentes recaban cada vez más información, que puede utilizarse para impactar de manera positiva en la sociedad y en los negocios. Gracias a la Agencia ITA, 'Start-ups' y Pymes innovadoras de Italia plantean diversas opciones a través de avances como el 'blockchain' desde uno de los eventos más importantes del mundo 

  • por Habla el mercado | traducido por
  • 08 Marzo, 2022

¿Qué aspecto tendrá el futuro? Los impactantes robots de Boston Dynamics e IBM, un camarero robótico con tecnología 5G que sirve bebidas y dialoga, o las últimas tecnologías en metaverso y realidad virtual son algunos de los grandes avances que se han podido ver durante la pasada semana en el Mobile World Congress en Barcelona.

Pero además de ensoñaciones que pueden ser muy vistosas y espectaculares, la tecnología también puede y debe impactar en el día a día de las personas y de los profesionales con plataformas y soluciones accesibles, útiles y adaptables.

En esto, las start-ups y las pymes innovadoras tienen mucho que decir. Las empresas emergentes apuestan por proyectos innovadores que tengan un beneficio positivo en la sociedad y en los negocios. Es el caso de las 20 start-ups italianas que han estado presentes en el espacio de la agencia ITA (por las siglas en inglés de Italian Trade Agency), y que han acercado la innovación de Italia a toda la audiencia de este evento internacional.

IoT y datos para mejorar la vida de las personas

Durante 2021, las ventas de wearables, los dispositivos tecnológicos diseñados para ser llevados como un accesorio, se dispararon. En varios países de Europa, una de cada tres personas posee uno. En estos años, han proliferado estos y otros dispositivos que buscan ayudarnos en nuestros hábitos diarios y nuestra salud, y todos tienen algo en común: los datos.

Durante la mesa redonda El mercado del bienestar: más allá de los gadgets, nuevas oportunidades hacia servicios más específicos (bienestar mental, salud femenina), que se ha organizado en el stand de la agencia ITA durante el Mobile World Congress, se compartieron reflexiones en torno a estas oportunidades.

"Creo que necesitamos abrir una discusión sobre los datos. Tenemos que aprender a transformarlos en un buen producto real para los usuarios, que de verdad satisfaga sus necesidades", ha afirmado Mirko Bretto, CEO y fundador de Domethics, start-up que comercializa dispositivos inteligentes para controlar y supervisar los hogares inteligentes.

Su dispositivo, Adriano, es una plataforma para que móviles o tablets conviertan un hogar en un smart home de manera sencilla, económica y, además, contribuyendo a la economía circular. "Somos capaces de transformar cualquier teléfono que ya no se use para una nueva aplicación y atrasar su obsolescencia programada", explicó Bretto a MIT Technology Review en español. Su creación consigue crear una especie de Alexa mediante bluetooth sin necesidad de wifi ni conexión permanente a la red eléctrica, ya que tiene una batería autónoma para casos de cortes de luz o pérdidas de conectividad.

"El valor no son solo los datos, el valor es ver cómo mejorar con ellos la salud, tanto física como mental"

Por eso, puede usarse para seguridad o telemedicina. "El valor no son solo los datos, el valor es ver cómo mejorar con ellos la salud, tanto física como mental", ha añadido Bretto. En el caso de su dispositivo, si se aplica en personas de edad avanzada, se puede "detectar un patrón de comportamiento y después de esto podemos mandar la información que hemos recopilado cuando nos damos cuenta de que hay algo raro", ha ejemplificado. En este sentido, el internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) puede tener un gran potencial.

En la start-up Filo también están especializados en dispositivos con IoT que, mediante bluetooth, rastrean objetos y ayudan a las personas a no perder, ni olvidar las cosas que les importan, desde llaves o carteras, a otras mucho más importantes.

"Creo que la tecnología tiene que encontrar un balance en cómo deben ser los sensores y en qué hacemos con la información que recolectamos. No se trata de recoger datos sin más, sino que hay que pensar en cómo sacarles valor", ha dicho el CEO y cofundador de Filo, Lapo Ceccherelli.

"Creo que la tecnología tiene que encontrar un balance en cómo deben ser los sensores y en qué hacemos con la información que recolectamos"

En ese proceso, han creado productos orientados a la niñez, como Tatapad, un sistema de recordatorio que te avisa si dejas al bebé en el coche, o Tatarock, que balancea el carrito del niño. "Construimos productos, pero sobre todo queremos construir conocimiento para ayudar", ha señalado Ceccherelli.

En el caso de Sensosan, su uso de los datos apunta a mejorar el ambiente de las estancias y, en consecuencia, la salud mental y el bienestar de las personas. Su propuesta es un nebulizador inteligente para sanear y estimular el cerebro. "Nuestro nebulizador tiene inteligencia artificial y sensores con los que recopila datos para analizar el ambiente y actuar en consecuencia. Así, lo adaptamos a las circunstancias y las necesidades de las personas", ha explicado Bernald Leone, CEO y cofundador de Sensosan. Ansiedad, pánico, estrés o problemas de sueño son algunos de los escenarios que promete ayudar a mejorar, de nuevo, con datos y IoT.

La innovación, de la mano de la seguridad y el empoderamiento

El sentido común dice que lo interesante es extraer valor de los datos, pero también hay que mantener los pies en el suelo y pensar en la ciberseguridad de estos y en lo que implican para los usuarios. ¿Deberíamos regalarlos de forma gratuita? ¿Qué papel juega su protección?

Giada Zanatta es directora de Desarrollo de negocio de Ecosteer y plantea un escenario disruptivo: monetizar los datos para que los usuarios puedan facilitarlos a empresas y, a cambio, obtengan tokens que canjear por servicios de las propias compañías. Es un win-win que además empodera a los usuarios.

"Necesitamos seguridad y necesitamos privacidad para usar cada vez más datos. Necesitamos que los individuos puedan saber qué comparten y las compañías puedan compensar a los que quieran compartir más. Ahora los dueños de los datos son las empresas y nosotros le damos la vuelta y permitimos que los usuarios tengan poder de decisión", ha indicado Zanatta durante la mesa redonda Haciendo frente a una posible ciberpandemia. ¿Alguna lección de la crisis de la COVID-19?, organizada por la agencia ITA.

"Ahora los dueños de los datos son las empresas y nosotros le damos la vuelta y permitimos que los usuarios tengan poder de decisión"

En Ecosteer lo consiguen mediante blockchain y contratos inteligentes para "descentralizar los datos y añadirle un valor añadido y una capa adicional sobre la privacidad y la seguridad", ha explicado la experta a MIT Technology Review en español.

En EvenFi también apuestan por la cadena de bloques. La start-up proporciona una plataforma de intercambio de activos digitales construida desde cero que promete ser escalable, con rendimiento, segura e integrada con diferentes protocolos. "Creemos que blockchain es versátil y mutable, la tecnología no deja de avanzar. El bitcoin de hace diez años no es el bitcoin de ahora", ha indicado Matteo Rossi, jefe de Marketing de EvenFi.

Las cadenas de bloques sustentan la descentralización, algo por lo que también abogan en Tecnojest, empresa emergente italiana que integra soluciones con el objetivo de crear un único ecosistema digital en el que personas y dispositivos intercambian información de forma sencilla y avanzada.

"Para la seguridad, el foco debe ser la descentralización y que solo se usen los datos en el momento en el que es necesario"

"Tras la pandemia se ha visto que hay más datos y que puede haber una brecha de seguridad; para evitarlo necesitamos que haya protocolos claros para que los datos no sean sensibles. Para esto, el foco debe ser la descentralización y que solo se usen los datos en el momento en el que es necesario", ha afirmado Daniele Berardo, arquitecto de la nube de Tecnojest. Su propuesta es que se acceda a los datos "solo cuando se estén utilizando" para mitigar los riesgos de una ciberpandemia.

Todo pasa por el internet de las cosas y la ciberseguridad, omnipresentes: en Security Pattern ayudan a los creadores de dispositivos IoT a diseñar, implementar y operar sus sistemas con un nivel de seguridad sostenible. "Vemos que hay algunas situaciones donde la ciberseguridad es un riesgo real y tenemos que ser de confianza para crear diferentes niveles de seguridad. Este debe ser un proceso continuo que esté vigente siempre. Los problemas suelen ser el diseño, el desarrollo y el despliegue", ha ahondado Guido Bertone, CEO y cofundador de Security Pattern.

Las empresas emergentes italianas creen en el valor del dato y en la importancia de integrarlo, hacerlo seguro y darle el poder al usuario y a los negocios para avanzar, juntos, hacia un futuro más innovador, digital y con un impacto positivo en la sociedad. Por delante queda un año en el que seguir trabajando y mostrar los avances en el próximo Mobile World Congress.

Habla el mercado

  1. Tecnología humanizada: una mirada al futuro de la gestión del talento

    La aceleración de la transformación digital tras el estallido de la pandemia ha tenido un gran impacto en los procesos de atracción, selección y retención del talento. En la nueva normalidad, la inteligencia artificial y el 'big data' han tomado fuerza, y los conceptos adaptación y flexibilidad son ingredientes indispensables en la receta del futuro del trabajo

    La clave es encontrar un equilibrio entre personas y tecnología que permita potenciar la toma de decisiones, la elección del talento y la retención de los empleados.
  2. Se busca: talento mexicano para los empleos del futuro

    La progresiva integración de la automatización y de la inteligencia artificial está haciendo que el mercado laboral de México cambie. Aunque esta transformación pone en riesgo la viabilidad de ciertos roles, también abre la puerta a una recompensa en forma de nuevas oportunidades, para las que el talento se puede preparar trabajando en habilidades clave

  3. "Las 'start-ups' ya no están solas en Italia"

    El emprendimiento en Italia ha estado presente en el Mobile World Congress con un espacio propio en el que se ha analizado el futuro de las 'start-ups' del país